Maquillaje político pre-electoral

Si te gusta, comparteShare on LinkedIn
Linkedin
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook

Estamos en plena campaña municipal y regional. Las elecciones están a la vuelta de la esquina y los partidos llevan meses trabajando para que en apenas un mes, las cosas salgan lo mejor para sus intereses: conseguir escaños, conseguir alcaldías, obtener presidencias.

Los programas cobran importancia pero quedan atrás porque la imagen a partir de este momento decide más que un programa que, seamos sinceros, pocos votantes leen. Los programas deberían estar configurados y convertirse en un elemento más dentro de la campaña.

La comunicación política moderna sienta sus bases tiempo atrás.
La comunicación política y la importancia de la imagen.

La imagen que se ofrece en los medios de comunicación, así como la imagen que se ofrece en la calle debe estar preparada y estudiada. Debería de ser lo más natural posible, pues la naturalidad implica cercanía y la proximidad convierte a las personas en más confiadas, se dejan atraer y terminan por votar la opción más cercana a uno mismo.

Es pura publicidad, es pura imagen aunque no es lo único, pero sí es suficientemente relevante como para darle la importancia que requiere. Los partidos políticos no deberían de descuidar los detalles de aquí a lo que resta de campaña el 24 de mayo, porque son muchos los elementos a cuidar.

Confeccionados los programas, toca decidir qué imagen se quiere expresar y qué imagen calará en el público.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies