Patrocinio como publicidad directa

Si te gusta, comparteShare on LinkedInTweet about this on TwitterShare on Facebook

En fechas recientes un cliente nos mostró su satisfacción al respecto de lo bien que le estaban funcionando las figuras del patrocinio a clubes deportivos como medio de publicidad con buen retorno. Le explicamos la posibilidad de hacer otro tipo de inserciones, las cuales conocía, pero prefirió dedicar parte de su presupuesto a patrocinar a varios equipos infantiles por varios motivos: el precio, la RSE y, sobre todo, el retorno.

Nos estuvo contando que había probado con diferentes tipos de inserciones publicitarias que, en su caso, habían funcionado de diversas maneras: periódicos, radio, web. Pero en su caso, debido al modelo de negocio que tiene, con amplia afluencia de público diario, y una política empresarial concreta, han decidido continuar con un modelo que les gusta y les reporta cierta satisfacción.

En esta época es sencillo encontrar equipos, clubes y muchas opciones de patrocinio, que estas entidades siempre encuentran atractivo. En función del tipo de negocio, el retorno es más que interesante: si son clientes directos, con afluencia de público, es contrastado (es obvio que se debe hacer un seguimiento a través de un breve cuestionario inicial de comprobación).

Desde Mica Consultores solemos animar al uso del patrocinio, porque además de la visibilidad cada vez mayor (hasta el equipo más pequeño y modesto dispone de redes sociales donde nuestra empresa puede aparecer de manera más o menos continuada), aportamos nuestro grano de arena a la comunidad en la que vivimos.

Hay que estudiar qué quiere la empresa, qué necesita, qué objetivos tiene, es claro: no podemos lanzarnos a lo loco salvo que queramos patrocinar a un equipo por afinidad y no nos preocupe el retorno sino echar una mano, ¡que también está muy bien!

Sobre las ventajas que implica a nivel económico son más que patentes; aunque desde Mica Consultores siempre hemos sido partidarios de mejorar la normativa al respecto para dar un empujón definitivo a los patrocinios deportivos, culturales y sociales y dotarlas del peso específico que realmente tienen en la sociedad.

(En la imagen, un partido del equipo profesional de baloncesto AMIAB Albacete, ejemplo de cómo diversos patrocinios hacen posibles proyectos interesantes)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
Website